Categorías

Newsletter

Marcas

Aceite de Chia en perlas-Chiasa Ampliar

Aceite de Chia en perlas-Chiasa

La chía o Salvia hispánica L. es una planta anual perteneciente a la familia de las lamiaceae. Es originaria de las áreas montañosas de México y a pesar de ser una novedad en nuestro mercado, es conocida desde el año 3500 a.C. como un importante alimento y medicina por las diferentes civilizaciones precolombinas.

Más detalles

553

8 artículos disponibles

12,35 €

Al comprar este producto puede obtener hasta 1 punto de fidelidad. Su carrito totalizará 1 punto que se puede(n) transformar en un vale de descuento de 0,20 €.


                          Aceite de Chía en perlas-Chiasa

La chía o Salvia hispánica L. es una planta anual perteneciente a la familia de las lamiaceae. Es originaria de las áreas montañosas de México y a pesar de ser una novedad en nuestro mercado, es conocida desde el año 3500 a.C. como un importante alimento y medicina por las diferentes civilizaciones precolombinas.

Los aztecas y los mayas, la utilizaban como:
Preparados nutricionales y medicinales
Alimento para guerreros
Fuente de energía para travesías prolongadas
bebida refrescante y nutritiva

La Chía destaca por ser la fuente natural más rica en Omega-3 (20% en peso) con un balance óptimo entre sus ácidos grasos Omega 6 y Omega 3, los cuales son esenciales y sólo se pueden incorporar mediante la dieta. También es muy rica en fibra (soluble e insoluble), vitaminas del grupo B, antioxidantes, minerales y está libre de gluten y colesterol.
 
Comparada con los principales cereales, aporta más energía, proteínas, fibra y lípidos de mayor calidad.

Comparación de la Chía de ChiaSa con otros alimentos
Más antioxidantes que los Arándanos.
100% más fibra que cualquier cereal en hojuelas.
100% más potasio que los Plátanos.
200% más hierro que la Espinaca.
300% más selenio que el Lino.
500% más proteína que las Alubias Rojas.
500% más calcio que la Leche (absorbible).
700% más Omega3 que el Salmón.
800% más fósforo que la Leche completa.
1400% más magnesio que el Brócoli.

La Chía es particularmente rica en ácidos grasos poliinsaturados, que son los más beneficiosos para nuestro organismo. El 82% del aceite de Chía está constituido por este tipo de ácidos grasos, en forma de Omega 3 y Omega 6, que a su vez son esenciales, ya que el ser humano no los puede sintetizar, por lo que deben incorporarse en la dieta. También contiene un 8% de ácido oleico, conocido como Omega 9, que es el ácido graso principal del aceite de oliva.

Entre los principales beneficios del Omega 3 para el ser humano, se encuentran:
 ♥ Salud cardíaca: reduce el nivel de triglicéridos, la presión y la viscosidad sanguínea, manteniendo el ritmo cardíaco y previniendo el riesgo de trombosis y embolia.
 ♥ Cerebro y vista: importante para el desarrollo del cerebro y la actividad visual para el feto y recién nacidos y manteniendo la agilidad mental de los adultos y la coordinación mano-ojo.
  Desórdenes cognitivos: esquizofrenia, depresión, trastorno por déficit de atención y Alzheimer.
 Trastornos inflamatorios: lesiones deportivas, artritis y enfermedades intestinales inflamatorias.
Otros: salud capilar y cutánea, alergias, asma, sistema inmunológico y salud ósea. 
Rico en antioxidantes.

Estudios han demostrado que una dieta rica en antioxidantes puede ralentizar el proceso de envejecimiento y las enfermedades degenerativas de la edad tanto en el cuerpo como en el cerebro, por ejemplo, aminorando los efectos de enfermedades crónicas como el Alzheimer y la degeneración muscular.

Los antioxidantes permiten la buena conservación del aceite de la chía durante largos periodos, y así evitar sabores y olores extraños, como sucede con el omega 3 extraído del pescado.

Alto contenido en fibra
Las semillas y harinas de chía son una fantástica fuente de fibra (soluble e insoluble). Ésta contiene mucílagos que absorben cantidades elevadas de agua, influyendo en el correcto funcionamiento intestinal. Disminuyendo el nivel de glucosa en sangre y su correspondiente respuesta insulínica. Además, produce saciedad debido a su capacidad de retención de agua, y el consecuente hinchamiento de la masa ingerida en el estómago.

El bajo consumo de fibra dietética ha sido asociado con enfermedades tales como la aterosclerosis, estreñimiento, cáncer de colon, obesidad, diabetes tipo 2 y enfermedades coronarias, estando éstas dos últimas precedidas por el síndrome metabólico.

Este síndrome es el conjunto de:
alteraciones metabólicas y cardiovasculares: resistencia a la insulina, obesidad abdominal, alteración en los niveles de lípidos plasmáticos (colesterol y triglicéridos).
alteraciones no metabólicas: hipertensión arterial, trastornos inflamatorios y protombóticos.

El cuerpo humano necesita las proteínas para construir y reparar tejidos y huesos, producir enzimas y hormonas. La Chía proporciona proteínas de alto valor biológico. A diferencia de los principales cereales, no contiene gluten, por lo que puede ser consumida por celíacos.

La Chía presenta todos los aminoácidos, entre ellos la lisina, que es esencial y limitante en los demas cereales.

La Chía es una excelente fuente de vitaminas, minerales y oligoelementos, como son:
Vitaminas: A, E, B, C, complejo de vitamina B (B1, B2, B3, B9, B12.)
Minerales: Calcio, fosforo, magnesio y hierro.

Información nutricional    (por 100 g.)
Valor energético              450,52 Kcal / 1856,96 kj.
Fibra total de las cuales:    33,70 g.
Insoluble                             29,70 g.
Soluble                                  4,00 g.
Proteínas                            17,60 g.
Hidratos de Carbono            3,88 g.
Grasas, de las cuales:         33,4 g.
Saturadas                             3,51 g.
Monoinsaturadas                  2,57 g.
Poliinsaturadas                   27,15 g.
Colesterol                               0 mg.
Sodio                                 0,0015 g.

Aminoácidos por 100 gramos:
Ácido aspártico     1,53 g.
Treonina               0,68 g.*
Serina                   1,08 g.
Ácido Glutámico    2,82 g.
Prolina                   0,65 g.
Hidroxiprolina        0,08 g.
Glicina                   0,93 g.
Alanina                  0,95 g.
Cisteína                 0,27 g.
Valina                    0,72 g.*
Metionina              0,32 g.*
Isoleucina             0,57 g.*
Leucina                 1,14 g.*
Tirosina                 0,50 g.
Fenilalanina           0,90 g.*
Lisina                    0,69 g.*
Histidina                0,48 g.*
Arginina                1,78 g.*
Triptófano              0,24 g.*
*aa esencial = Aminoácido esencial.

CONTRAINDICACIONES:
No se han observado a la dosis recomendada.

INGREDIENTES:
Aceite 100% vegetal procedente de las semillas de Chía (Salvia hispánica.)

Contenido de aceites esenciales:
- 64% Omega 3 (ALA)
- 20% Omega 6 (AL)

FORMA DE USO
Dosis diaria recomendada es de 2 a 3 cápsulas.

PRESENTACIÓN:
Envase de 50 cápsulas   15,55 €.

PRODUCTOS RELACIONADOS:
Verde de Alfalfa
Lecitina de Soja
Bebida de nueces
Salvado de avena
Arroz rojo

Venta por reembolso o por trasferencia bancaria
Pedidos superiores a 50 € sin gastos de envío
 
AVISO: La información contenida en esta web tiene carácter meramente informativo y no puede ser considerada como sustitutiva de la prescripción, diagnóstico o tratamiento médico. Si tiene cualquier enfermedad o dolencia le recomendamos que consulte con un profesional de la salud. Los productos de esta web no son medicamentos y su cometido no es sustituir ningún tratamiento médico convencional. Recomendamos que tengan precaución con el uso de cualquier información publicada en la web (podría por ejemplo haber algún error respecto a lo indicado en el envase), y en todo caso consultar siempre con su profesional de la salud.

carrito  

No hay productos

0,00 € Transporte
0,00 € Total

carrito Confirmar

PrestaShop